El verano pasado cursé un MOOC en el cual conocí Processing. El curso fué bueno aunque lo terminé más por honor que por ilusión pues mi objetivo era más bien tener la experiencia MOOC. Este verano me inscribí a dos, esta vez más por ilusión y con la intención de conocer formas de enseñanza además de contenido del curso.

Se ha dicho mucho sobre el temor de que los MOOCs desplacen al profesor. Para personas disciplinadas, autodidactas y que no esperan que el profesor les digiera todo, los MOOCs si pueden reemplazar al profesor. Muchas veces solamente se necesita la estructura que te filtre información para tener una base y profundizar por tu cuenta. Pero la realidad es que la mayoría no es así (aún) y después de cursar uno y estar experimentando dos puedo decir que no, el MOOC no hace como por encanto que el estudiante sea autónomo.

Por otra parte, un MOOC es el vivo reflejo del estilo del profesor. De los dos que curso, el MOOC A lo da un profesor cuyas explicaciones son  un encanto. Tiene una enorme facilidad de explicar de lo general a lo particular de manera que el estudiante entiende en todo momento lo que está haciendo. Los quizzes tienen siempre una dosis de “¿cómo es esto?” pero siempre se enfocan al tema en cuestión. Jamás hay dudas de lo que se pide, de lo que se espera del estudiante. En este MOOC el profesor sale en los videos, da la sensación de que te lo explica a ti, de forma más personal.

En el MOOC B el profesor tiene un estilo distinto. Hay ejercicios que se salen del tema y el estudiante no tiene idea de cuál es el objetivo. Algunas preguntas de los quizzes son un tanto ambiguas y algunas respuestas también. En este caso, el reto es interpretar lo que el profesor quiere decir. En este MOOC el profesor no se ve, nunca sale en los videos por lo que no se siente ningún vínculo con él.

Cada MOOC requiere un lenguaje de programación distinto y me ha ido mejor en el lenguaje que desconocía que en el que ya tengo algunos años usando.

¿Quiere decir entonces que es mejor el MOOC A que el B?  No lo pienso así. Es lo mismo que con los profesores “en vivo”.  De cada estilo se aprenden cosas diferentes y eso es lo que enriquece el estudio.

Faltan aún muchas semanas de MOOC. Solamente espero no reprobar en el MOOC B que en teoría no debería ser un problema 😀